Destinos


Si sos fanático del arte tenés que alojarte acá (y vas a estar en el paraíso)

A minutos de San Carlos de Bariloche y a través de una pequeña bahía, el Casco Art Hotel tiene vistas ininterrumpidas a las montañas y al lago más famoso del sur argentino, el Nahuel Huapi. Con una arquitectura de estilo clásica pero contemporánea que respeta la esencia que le imprimieron sus antiguos dueños, la propiedad brinda el equilibrio perfecto entre el arte y la naturaleza. La temática del hotel se basa en el arte, siendo el primer hotel dedicado a esta disciplina en el país. Eso explica la exhibición de más de 450 piezas de esculturas y pinturas maestras de los mejores artistas argentinos de la Colección Zurbarán salpicadas en toda la propiedad y sus terrenos. Además, cada una de sus espaciosas 33 habitaciones que ofrecen magníficas vistas a la orilla del lago y más allá, están dedicadas a un artista en especial, como Pablo Curatella Manes, Benito Quinquela Martín, Cesáreo Bernaldo de Quirós y Raúl Soldi, entre otros. Todo esto da un aire de refinamiento a todas las habitaciones y espacios comunes de una propiedad con ambiente relajante. La decoración se destaca por la sobriedad, en donde el mobiliario bien distribuido no compite con las obras de arte que son el sello distintivo. En sus jardines, diseñados por el Ing. Carlos Thays (bisnieto), cuentan con esculturas de artistas argentinos y europeos. Con un excelente servicio de comida, el restaurante “El Casco” se caracteriza por utilizar los ingredientes frescos regionales de cada época del año. La búsqueda de atractivos sabores y la atención en cada detalle hacen que cada plato sea realmente un buen momento para repetir. Y no podemos dejar de mencionar la vista de 180 grados que posse el salón hacia el imponente paisaje. Sin duda cada espacio posee su propia impronta e invita a la contemplación y el disfrute. Desde el arte, pasando por su cocina de primer nivel hasta el acogedor ambiente del spa, el Casco Art Hotel es un tempo que inivta a relajarse en todo momento.